Las comidas congeladas

Las comidas congeladas son convenientes pero si no tienes cuidado pueden arruinar tu dieta. Estos son algunos consejos para escoger una comida congelada saludable.

Las comidas congeladas han mejorado mucho. La primera versión producida en los Estados Unidos – en 1940 – fue diseñada principalmente para pasajeros de aerolíneas, y no fue hasta la próxima década que las comidas congeladas se popularizaron en el hogar. Como tuvieron que pasar otros 30 años para que la mayoría de los hogares tuvieran microondas, las comidas empacadas de los años 50 (TV dinners) no ofrecían satisfacción instantánea, ya que tenían que calentarse por 30 minutos en un horno antes de ser servidas en un plato (o bandeja para el televisor).

Para mediados de los 80, los microondas eran muy comunes, y la invención de comidas para microondas revolucionó el mercado. Finalmente, la cena podía prepararse en solo minutos.

Hoy en día, los consumidores quieren tanto conveniencia como nutrición saludable en las comidas congeladas – y todo esto se ha hecho más fácil de conseguir. Los consumidores demandan mejores ingredientes, menos sal y grasas más saludables – y los fabricantes de alimentos están mejorando para satisfacer la demanda. Eso significa que puedes encontrar una comida congelada conveniente que sea saludable, pero tienes que saber qué buscar.consejos de herbalife

Sigue leyendo